Destacamos

Opinión: La terrible indefinición

“Cuando hablen en tu nombre mira por los espejos retrovisores para evitar que la terrible indefinición hipoteque tu presente y futuro”

Pablo Iglesias, la ultraderechista Le Pen y el presidente venezolano Maduro

El próximo domingo los franceses están llamados a votar en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales en la que se enfrenta el socioliberal Macron a la ultraderecha de Le Pen, después de que ambos desbancaran por la mínima a los partidos tradicionales del espectro político francés. “Una sorpresa” para una parte de la opinión pública y para otros la crónica de una muerte anunciada en los sondeos demoscópicos.

La fallida candidatura del centroderecha francés y el batacazo del Partido Socialista Francés invitan a una reflexión sosegada en el resto de países europeos con el único ánimo de renovar aparatos, afianzar principios y volver a ilusionar. Este toque de atención ha irrumpido de lleno en los partidos del espectro político español ocasionando un cierre de filas en torno al candidato Macron para frenar las aspiraciones políticas del partido ultraderechista de Le Pen.

Sin embargo, no se ha conseguido la unanimidad española sobre Macron porque según Pablo Iglesias y PODEMOS es “un banquero austericida”. Dicen situarse enfrente de la ultraderechista Le Pen pero con su indefinición rechazan apoyar a un europeísta convencido, aprovechándose así del hartazgo ciudadano para hablar en nombre del pueblo francés o español. Lo hizo Hitler, Chávez y lo está haciendo ahora el podemita Maduro masacrando a opositores en las calles de Venezuela. Un ejemplo de cómo la desafección ciudadana hacia la política –a veces buscada- trae devastadoras consecuencias en el gobierno de los pueblos.

Los extremismos, sean de derechas o de izquierdas, al final acaban comiendo juntos a mesa y mantel pero la supervivencia de estos populismos depende de la renovación de los actores principales de la política. Una renovación que no solo se consigue con un cambio de caras sino con la limpieza masiva de las alcantarillas a lo Cifuentes para evitar los falsos augurios de quienes ven en la desafección política el principal filón para conseguir ‘el poder de la gente’.

Cuando hablen en tu nombre mira por los espejos retrovisores para evitar que la terrible indefinición hipoteque tu presente y futuro. Si ya es demasiado tarde por los legítimos resultados electorales que las lecciones sirvan para evitar más Le Pen, Carmena, Kichi, Espadas o incluso Pichardo.

Anuncios
Acerca de Paco Barroso (8 Artículos)
Director-Colaborador de La Voz de la Crítica

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s